Anglesita

Anglesita
5 (100%) 1 vote[s]

La Anglesita conocido como uno de los metales más famosos de la historia, por su uso extendido a lo largo de imperios de la talla de la China de los Emperadores, o durante el apogeo del Imperio Romano, usado

como elemento principal para ciertas obras o construcciones o incluso como medicina por el primer emperador chino, fue un metal valorado casi a la altura de la plata, sin embargo el plomo no es solo un

metal cualquiera, sino que este es la materia prima del cual se derivan una de las gemas más raras del mundo de las piedras preciosas, la anglesita, no es solo un material resultante del metal plúmbico, sino que a su vez, es una gema, una piedra semipreciosa rara, debido a su cristalinidad, y a sus características particulares.

La anglesita

La anglesita es una piedra cristalina resultante del plomo, químicamente es un sulfato de plomo (II), cuya fórmula es PbSO4 , y a pesar de estar asociado a otros minerales de plomo, esta tiene la particularidad de poseer cristales homogéneos o isomorfos, atractivo y transparente a la vista.

Esta piedra fue llamada así por su lugar de descubrimiento, una isla en la zona norte de Gales, llamada Anglesey; el descubrimiento de la gema se le atribuye a Williams Whitering en el año 1783, a finales del siglo XVIII.

Por lo general, la anglesita es totalmente transparente, de hecho, este es su estado más puro, sin embargo, son precisamente las impurezas y las contaminaciones en su composición química, las que derivan en un tipo de anglesita con las mismas características pero con colores diferentes.

Algunas de ellas poseen vetas de color verde lima, por la presencia de limonita en la estructura de la anglesita; sin embargo, los colores que puede adoptar la gema varía de acuerdo a las impurezas que puedan hallarse en ella como el níquel o malaquita.

Existe un término utilizado en el estudio de los minerales, llamado el hábito, utilizado para describir el aspecto visible o macroscópico de un mineral cristalino. Para la anglesita, el hábito que la caracteriza es de forma terrosa.

 

Características y composición de la anglesita

Características y composición de la anglesita

Como toda gema, la anglesita tiene sus particularidades y características esenciales que la diferencian de muchas de sus iguales en el mundo de las piedras preciosas.

Hallar anglesita en forma de cristales ya es un proceso difícil en sí, además, es común hallarla en tamaños minúsculos de apenas unos pocos milímetros; sin embargo, existen ejemplares que han llegado a alcanzar los 15 centímetros de diámetro, muestras que por supuesto son muy bien valoradas y apreciadas por los coleccionistas y joyeros del mundo.

Según la clasificación de Strunz, la cual se usa a nivel universal en el área de la mineralogía con el fin de estimar las características basadas en la composición química que poseen los minerales; la anglesita se agrupa entre los sulfatos, los cuales son uno de los diez que existen dentro de la clasificación de Strunz.

La anglesita puede hallarse en diversos colores que van desde marrones, amarillentos oscuros, violetas o transparentes; su lustre es adamantino brillante, es decir, que a la vista tiene características parecidas al diamante en cuanto a su brillo.

Es una gema translúcida. Otra de sus características es que su sistema es ortorrómbico; su hábito cristalino, granular, nodular o estalactítico; su fractura es concoidal, relativamente frágil, su dureza oscila entre los 3 grados en la escala de Mohs y por último, la anglesita se torna fluorescente bajo la luz Ultra Violeta.

Principales yacimientos de la anglesita

Por ser un mineral secundario, resultante del plomo, en combinación con otros elementos, por regla general esta gema se halla en las zonas en las que abunda el plomo, en las zonas de oxidación del sulfuro plúmbico.

Existen yacimientos de anglesita repartidos a lo largo de grandes zonas en diferentes partes del mundo, si bien es complicado hallar a esta piedra en la forma cristalina de una gema, hay una cantidad considerable de depósitos de este mineral.

Entre estos depósitos importantes de anglesita se debe mencionar en primer lugar el yacimiento de la Isla de Anglesey en Gales, Reino Unido, de donde precisamente proviene el nombre de la gema.

Otro de los yacimientos importantes son los de Derbyshire en Inglaterra y también en tierras escocesas, específicamente en Leadhills, por lo que Reino Unido es uno de los lugares del planeta con más depósitos de anglesita que se conocen.

No obstante, más allá de esta nación existen más lugares en los que se puede extraer el mineral, por ejemplo en la isla de Tasmania en Australia. Al norte de África en Marruecos, específicamente en Tonissit.

En América también es posible encontrar yacimientos de anglesita; en Chihuahua México se extrae este mineral y se destina al mercado de la joyería del país.

En Estados Unidos, en el Estado de Pennsylvania se extrae anglesita en la mina de Phoenixville, de donde también se explota para su tratamiento y posterior comercialización de la misma. 

La joyería y el uso de la anglesita

La anglesita es una gema que se utiliza en el mercado joyero, sin embargo no en una escala tan grande como otras piedras del mercado.

Sin embargo, de las cualidades que la hacen resaltar en esta industria, son sus colores terrosos y la forma cristalina de la piedra, y aunque esta gama de colores es apreciada, las más buscadas son las anglesitas puramente cristalinas y transparentes, y las que poseen un color azulado o violeta, ya que son de las más raras formadas naturalmente.

Para que la gema califique en el mercado, es necesario que esta sea sometida a procedimientos que aumente sus características de belleza y hagan resaltar sus características particulares como su brillo, color y cristalinidad.

Una vez que la gema es pulida y cortada, puede adquirir un brillo intenso y llamativo, los colores tienden a resaltar mucho más, lo que sin duda se transforma en un espectáculo visual para los potenciales compradores.

La anglesita se exhibe en gran parte de las vidrieras de Europa, lugar en donde se halla el mayor tráfico comercial de la misma y en donde se muestran los mejores ejemplares.

Las prendas que se fabrican usando a la anglesita como joya principal son muchas, por lo que el precio estará determinado por el tipo de prenda y el tipo de anglesita en sí.

En la joyería de lujo, es común encontrar prendas realizadas en metales preciosos como la plata y el oro, sobre el cual se realizan diseños hermosos a la vista, que son rematados con la incrustación de una gema como la anglesita.

Es difícil establecer un precio de toda la joya terminada, pero es posible estimar el precio de la anglesita.

La piedra en su estado bruto, sin pulir, dependiendo del tipo de anglesita, su color, tamaño, brillo y composición, sin pulir, puede tener un rango de precio que va desde los 10 Euros hasta los 500 Euros o más, por lo que, se puede decir, que en cierta forma no es una gema tan barata, de hecho, trabajada, pulida e incrustada en alguna joya, es posible hallarla por encima de los 3000 Euros.

Otros mercados para la anglesita

mercados para la anglesita

El mayor mercado hasta ahora para este mineral, se encuentra en los coleccionistas. Por diversas razones, esta piedra se ha convertido en una pieza de colección para una comunidad creciente de personas de varias partes del mundo pero que tiene su mayor porcentaje en la zona europea.

Tanto es así, que en las páginas web de compra-venta online, es mucho más común encontrar a la anglesita en estado semi-bruto o bruto, ofrecidas en esos sitios como piezas de colección, que como joyas elaboradas y trabajadas.

Al parecer la oferta y la demanda que pesan sobre la anglesita es importante, y como se puede ver, se maneja en un mercado un poco menos común que el de la mayoría de las gemas, al margen de la joyería, y aún así no ha perdido su popularidad, sino que ha adquirido importancia en esta especie de mercado informal.

Por otra parte existe también otro mercado, regido por la demanda de la anglesita pero por sus propiedades atribuidas por fieles creyentes a los poderes y beneficios de las gemas.

Es sabido que existe una comunidad creyente de estas afirmaciones, en las que las gemas, debido a algunas características, pueden tener impacto en la salud física, mental y espiritual de las personas, en las que estas pueden influir desde la toma de decisiones, la suerte y la intuición, hasta el tratamiento de condiciones médicas que tienen que ver con órganos y sistemas importantes del organismo.

Más allá de la aprobación científica, la anglesita también ha creado su pequeño mercado, del cual, al igual que con los demás, se han podido obtener beneficios monetarios.

Al final, la anglesita es una piedra que puede ser hermosa o mística, el valor de esta gema no es solo visual sino que también tiene raíces en profundas en las creencias y cosmovisión del ojo de quien la mire.

Referencias