Piedras con energías positivas.

Piedras con energías positivas.
5 (100%) 1 vote

Piedras con energías positivas, el granate piropo, es una piedra realmente llena de energías positivas que combaten de manera poderosa a las energías negativas, debido a que esta se encarga de realizar una intensa purificación energética que se exterioriza también en los efectos de regeneración de las cargas electromagnéticas del ser humano

Piedras con energías positivas.

Piedras con energías positivas

Dentro de sus beneficios se encuentran que otorga paz e imperturbabilidad espiritual, por lo cual es muy útil para meditar y equilibrar a aquellas personas inquietas y negativas, colmándolas así de energías positivas.

Sus potentes cargas positivas benefician a todo el organismo logrando que la profunda buena vibra llegue hasta la célula más recóndita.

Hierro de tigre.

El hierro de tigre se origina de manera completamente natural mediante el ojo de tigre, el jaspe rojo y la hematites cuando estas se unen y forman así un patrón serpenteado de intensas tonalidades.

Es una piedra que aporta energía y vibras positivas, así como confianza, fuerza de voluntad y motivación.

Por eso es increíblemente beneficiosa para las personas que se sienten abismalmente agotados física o emocionalmente, y que sufren cansancio mental o estrés laboral debido a su estilo de vida rutinario.

Las energías que emanan de esta piedra alienta a realizar cambios de índole positiva en la vida de quien desea probar sus cualidades, además su aporte de energía ayuda a desarrollar la creatividad y aflorar talentos ocultos.

Hiperstena.

La hiperstena pertenece al grupo de los silicatos, su apariencia varía entre negro grisáceo, negro verde, negro pardo.

A través de la transmisión de sus energías positivas ayuda a la solución de los problemas que nos afligen a diario, ya que combate la irritabilidad y nos aporta claridad y frescura mental, eliminando la negatividad de nuestro sistema.

Esta piedra es llamada la solución, aporta la fuerza y el equilibrio  de las energías para hacerle frente los momentos complicados de manera exitosa. Es por ello que con el uso de la hiperstena, las respuestas y soluciones a todas las situaciones complicadas llegarán de manera más sencilla.

Combate la irritabilidad, el carácter crítico, el egocentrismo y todas esas cualidades negativas, reemplazándolas por el más puro positivismo.

De igual forma, permite concebir la verdadera austeridad oculta en el ser, y actuar para que el resultado ante todos los posibles escenarios que puedan presentarse sea de forma positiva.

Howlita.

La howlita es altamente recomendada para clarificar la mente y para proveer de buenas energías que ayuden a desechar preocupaciones que impidan gozar de un buen descanso y plenitud absoluta.

De igual manera funciona para difuminar las energías negativas que causan los problemas en las relaciones, ya que permite una comunicación adecuada con otras personas. Además esta piedra resulta excelente para la meditación y la canalización de las energías.

Las piedras más poderosas.

Jade nefrita.

El jade nefrita aporta calma, tranquilidad y pacificación, ayudando así las personas que padecen un alto nivel de estrés y se sobrecargan con negatividad, además reduce en gran medida los dolores de cabeza provocados por alguno de los motivos antes mencionados.

Ayuda a alcanzar un estado de serenidad y claridad en los pensamientos. Es calificada como la piedra de la justicia, ya que otorga suerte a quien la tenga en su dominio.

Jadeíta.

La jadeíta tiene las grandes cualidades de aportar calma, paciencia, tolerancia y en general bienestar absoluto a través de las energías positivas que proporciona, ayudando a las personas que almacenan una gran cantidad de negatividad dentro de su ser, deshaciéndose de esas malas energías que acarrea.

Está considerada como la piedra de la ecuanimidad, ubicarla dentro de la casa proporciona un equilibrio total de las energías, sosegando todo aquello que sea negativo y permitiendo llegar al fondo de las cuestiones sin precipitación alguna para la toma de decisiones bajo la influencia de energías y caras positivas.

Jaspe.

El jaspe protege a su beneficiario de las energías negativas y regresa de manera inmediata las malas intenciones a quien las lanza en primer lugar. Además combate los contagios y la contaminación energética provocada por lo que nos rodea. Ampara de los miedos, las aprensiones y proporciona equilibrio emocional a las personas negativas.

Kyanita.

La Kyanita es calmante, ayuda a superar miedos y bloqueos causados por la percepción de energías negativas que hacen en los alrededores por parte de las personas. Sirve para mejorar la autoexpresión y comunicación, facilitando la memoria de los sueños. Estimula los dones psíquicos y la intuición.

Labradorita.

La Labradorita, a través de su campo electromagnético de abundante positivismo, proporciona un incremento considerable de las ganas de vivir, la creatividad sin límites y el sentir de una plenitud absorbente. Sus potentes energías positivas fomentan el amor familiar y predispone para que ser valorado, querido y respetado por los demás.

Una técnica para recibir de manera directa dicha energía es tomar una piedra de labradorita entre las manos hasta que adquiera la temperatura que le proporciona el calor natural del cuerpo humano, hay que procurar que la piedra conserve esa temperatura la mayor cantidad de tiempo posible y mientras esto ocurre.

Es ideal tratar de visualizar las metas o deseos propuestas por uno mismo, que si se encuentran dentro de las capacidades de la labradorita, se cumplirán de manera efectivo, casi de inmediato.

Esta es una gema que permite la producción de cambios significativos de polaridad por completo, puesto que, gracias a las diferentes tonalidades que abarca la labradorita, será posible acceder a los diferentes niveles de energía y conciencia positiva. Es la piedra ideal para descubrir nuevas soluciones y revelarnos nuevas oportunidades en la vida.

También es una piedra muy útil para proteger la energía, ya que sus colores siempre variables protegen de la negatividad.

Lapislázuli.

El lapislázuli ayuda a equilibrar el estado de los nervios y  la negatividad, evita que las contrariedades puedan llegar a afectar las buenas intenciones.

De igual manera el incremento de la positividad traerá solo cosas buenas a la vida del individuo, facilitándole encontrar una pareja estable, y proporcionándole un  mejor desempeño laboral y en los demás campos en los que se desenvuelva.

Proporciona el sentimiento de seguridad y protección, ya que aleja los miedos y las fantasías perturbadoras que pueden llegar a ser muy molesto.

Realiza un gran aporte en cuadros depresivos, de gran tristeza y angustia, y también es útil para abandonar hábitos nocivos, porque esta piedra se encarga de transformar todo lo malo en bueno.

Se dedica a proteger el cuerpo humano, ya que se trata de una piedra soberanamente poderosa que ayuda a armonizar por dentro y por fuera al organismo.

En tal sentido, el lapislázuli trabaja sobre la buena conceptualización y percepción de todo lo demás que se encuentra alrededor, eliminando las principales inquietudes que no permiten vivir en armonía.

Las piedras más vendidas.

Malaquita.

Se ubica en primer lugar la malaquita, ya que esta ayuda a trabajar los campos electromagnéticos en toda la extensión de los mismos, desde lo espiritual hasta lo existencial, haciendo aflorar las cargas positivas, ayudando así a liberar los temores más profundos ocasionados por la sobre carga de pensamientos negativos que se adquieren al pasar del tiempo.

Del mismo modo ayuda a mejorar cualquier proceso energético en general, haciendo aflorar todo aquello que está siendo retenido y que pueda causar inquietud. Trabaja las energías desde el séptimo chakra, esparciéndolas por todo el cuerpo, logrando integrar las emociones y la mente con lo transpersonal.

Nácar.

El nácar es de gran ayuda para las personas en exceso negativas, contribuyendo a sus vidas con el aporte de confianza y estabilidad emocional.

De igual manera, brinda indiferencia a la hora de recordar el pasado, sin remordimientos ni nostalgia, debido a que sus propiedades energéticas positivas estimulan suavemente la ampliación del campo espiritual que es de ayuda en la superación personal, asimismo resguarda contra malos pensamientos y pesadillas.

Esta piedra energética ha sido empleada durante milenios para dar equilibrio gracias a sus cualidades positivas. La energía es esparcida  mediante ondas resonantes y vibracionales.  

Fluorita.

Las energías positivas propias de la fluorita aportan calma, serenidad y paz interior, permite tener confianza en los demás. Así como su distintivo color violeta ayuda a traer alegría en casos de estar pasando por una situación de pérdida personal.

Los cristales blancos o transparentes logran poner en orden y equilibrio a la vida. Por otra parte, los azulados y verdosos son calmantes y actúan en casos de arrebatos coléricos.

La fluorita también hace foco de su energía en el apropiado funcionamiento de la mente de manera positiva, ayudando así en las cualidades físicas como destreza, el equilibrio y en el aprendizaje.

Granate almandino.

El granate almandino es un poderoso agente energético que permite que la energía vital fluya desde la totalidad del cuerpo físico al sutil.

Proporciona mucho vigor y entusiasmo por la vida. Es por esto que,  es una espléndida fuente de energía para luchar contra la depresión, es ideal cuando se necesita regenerar rápidamente las reservas anímicas consumidas por el estrés crónico.

Sus grandes cualidades ayudan a aumentar drásticamente los niveles de positivismo.